LOADING

Escriba para buscar

Partidos y Legisladores

Lo que se aprobó en el Congreso del Estado

Share
Imegen Principal

El Congreso de Sonora aprobó cambios a su Constitución que aumentan la cantidad de municipios que deben respaldar las reformas a su carta magna.
También eliminaron el fuero y concedieron a la gobernadora derecho de hacer observaciones al presupuesto.

HERMOSILLO, Son.-El Congreso de Sonora aprobó una serie de reformas a la Constitución Política del estado que buscan ‘amarrarle las manos’ a la 62 legislatura que será integrada en su mayoría por diputados emanados de la coalición Juntos Haremos Historia.

Para aprobarla, sumaron 26 votos a favor (PRI, PAN y Panal), 4 en contra (PAN, MC y Morena) y 3 ausencias (PAN y PRD).

Los diputados que integran la actual Legislatura votaron por medidas que impedirán, incluso con mayoría calificada sus sucesores puedan modificar la Constitución, pues en adelante se requiere que en lugar de la mitad más uno de los municipios, sean dos terceras partes de los 72 que integran al estado los que den su aval a las reformas que apruebe el Poder Legislativo.

“Morena tiene 18 municipios y la suma del PAN y el PRI permitirían frenar esas reformas”, dijo Carlos León, diputado de Movimiento Ciudadano, quien se opuso a la propuesta.

También acordaron que los funcionarios del mismo Congreso del Estado de nivel directivo sean seleccionados y ratificados por la titular del Poder Ejecutivo, al tiempo que se colocaron candados a la remoción de los titulares de organismos desconcentrados del gobierno, como el Instituto Superior de Auditoria, la Fiscalía General del Estado o el Instituto de Transparencia.

No obstante, los diputados no aprobaron la iniciativa que regulaba el veto como recurso a favor de la titular del Poder Ejecutivo a nivel total, parcial o presupuestario; y tampoco llegaron a votar una iniciativa que promovía un concepto de “mayoría irrevocable”, que pretendía elevar de 28 a 33 diputados estuvieran de acuerdo para modificar la constitución o crear nuevas leyes.

Entre otras medidas se acordó la eliminación del fuero y algunos criterios para preservar la autonomía de los municipios, además de una cláusula respecto al presupuesto que debe aprobar el Congreso del Estado al gobierno de Sonora, en donde se reserva la posibilidad de hacer observaciones a lo que se apruebe, además de que se anula la atribución del mismo Congreso de revisar el ejercicio de las cuentas públicas del gobierno estatal.

Jacobo Mendoza, dirigente estatal de Morena, manifestó al respecto que se torció en Sonora la legalidad y que ante la embestida a su partido y a los legisladores que harán mayoría a partir del 15 de septiembre, no les quedó de otra que ser espectadores en esta ocasión, pues los diputados que integran la 61 legislatura se encerraron en el recinto legislativo, sin permitir el acceso a ciudadanos, o a los diputados electos, o a los representantes de los medios de comunicación.

“Se afecta gravemente el equilibrio de poderes y se otorgan facultades a la gobernadora que corresponden al poder legislativo, además de que se anulan las atribuciones de los diputados para revisar la cuenta pública y la designación de titulares de organismos autónomos y personal administrativo del mismo Poder Legislativo”, acotó.

En contra de las reformas votaron las diputadas del PAN Lina Acosta Cid y Martha Camacho, el de Movimiento Ciudadano Carlos León y el de Morena José Ángel Rochín.

Ausentes del pleno estuvieron el diputado del PRD Juan José Lam Ángulo, y los panistas Sandra Hernández y Ramón Díaz Nieblas. Los diputados del PRI, que encabeza Epifanio Salido Pavlovich, votaron junto a los 2 del Panal en bloque a favor, mientras que los del PAN que coordina Luis Serrato Castell aportaron 9 votos en total.

Los diputados tras la sesión salieron por la puerta trasera de la sede del poder legislativo, donde los esperaban camionetas para trasladarlos lejos de la zona.